Caída en producción y exportaciones, principales problemas de industrias mexicanas en pandemia

128

Fausto Cuevas, director general de la AMIA, apuntó que la industria automotriz genera alrededor del 3.8 por ciento del PIB nacional, por lo que la recuperación post pandemia es muy importante.

De cara a la reactivación y nueva normalidad en actividades comerciales e industriales, diversos dirigentes del país compartieron este jueves las principales afectaciones que les dejó la pandemia en sus respectivos giros.

Mediante un panel virtual organizado por el Instituto Mexicano de Ejecutivos en Comercio Exterior (IMECE), Fausto Cuevas, director general de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), apuntó que la industria automotriz genera alrededor del 3.8 por ciento del PIB nacional, por lo que la recuperación post pandemia es muy importante.

“Traíamos tres años en tendencia decreciente, pero en marzo, abril y mayo, las ventas internas reflejaron una caída de 31.9 por ciento a tasa anual, a pesar de que en 2019, durante este mismo periodo, ya habíamos caída 7.7 por ciento”, resaltó.

Cuevas lamentó que en México, esta industria no haya sido declarada como esencial, por lo que a finales de marzo muchas plantas determinaron realizar paros técnicos. La industria reactivó operaciones hasta finales de mayo.

El director general de la AMIA también mencionó que en términos de producción y exportación, durante el primer semestre del año, se observaron caídas de 40.8 y 41.7 por ciento, respectivamente, “la recuperación nos llevará un par de años”, enfatizó.

Asimismo, Gerardo Vázquez Falcón, presidente del Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación, Index Sonora, dijo que será indispensable que cuando esté disponible la vacuna del COVID-19, se venda de manera proporcional de acuerdo con cada país, “se deben producir más de dos millones de vacunas en México”, detalló.

“Los estímulos económicos son muy importantes, 10 trillones de pesos se están inyectando en estímulos económicos en el mundo entero, sabemos que en México es otra situación, pero al menos en nuestro sector manufacturero de exportación los estímulos (si están llegando) ya que los corporativos son de otros países, lo que nos da aire para operar”, dijo.

Aldimir Torres Arenas, presidente de la Asociación Nacional de Industrias del Plástico (ANIPAC), señaló que no es normal la situación que está atravesando el país y que la industrias debe digerir que esta realidad llegó para quedarse.

Para el experto, son cuatro ramas fundamentales en las que la industria debe poner énfasis en la nueva normalidad, la salud, relaciones laborales, estado de derecho y normalización.

“En estado de derecho, hago principal énfasis en este punto ya que pareciera que estamos viviendo en un estado de chueco, sobre todo en temas de energía, esto está vinculado con la seguridad, hay carreteras en el país que tenemos graves problemas (para transportar mercancías)”, dijo.

Agregó, que existe la idea de que la industria del plástico ha crecido mucho durante la contingencia, pero detalló que la parte médica sólo representa el 2 por ciento, como tapabocas, envases para medicamentos entre otros, pero por más que crezca al doble, representará un crecimiento marginal, ya que se detuvieron considerablemente la industria automotriz, electrónica y agrícola.

A su vez, Omar Ricardo Gutiérrez Ríos, presidente de la Asociación Nacional de Fabricantes de Herramientas y Productos Ferreteros (ANFHER), señaló que en México hubo un acercamiento al Gobierno para que la industria ferretera fuera declarada industria esencial, como se hizo en Europa, lo que ayudó a que las empresas del sector se mantuviera abiertas, aunque de todas formas tuvieron afectación en las ventas.

“El crecimiento de las ventas online de herramientas y productos de ferretería ascendió a 42 por ciento durante la pandemia, aunque bajó la demanda por parte de la construcción, ahora nos enfocamos en el usuario que está en sus casas y que se dedica a reparar las cosas el solo”, dijo.

El presidente de ANFHER puntualizó que más del 90 por ciento de las ferreterías en México tienen bajos niveles de digitalización, “así que tenemos el compromiso de desarrollar nuestros canales de distribución e impulsar este tipo de ventas”, aseveró.

FUENTE: EL FINANCIERO