En 45 días, primer examen del acuerdo entre México y EU

112

El canciller y el presidente explicaron que en mes y medio se revisarán los resultados de estas primeras medidas, de lo contrario se tomarán otras disposiciones.

CIUDAD DE MÉXICO (Expansión Política).– En 45 días, aproximadamente a mediados de julio, se hará una primera revisión del acuerdo firmado de México y Estados Unidospara frenar los aranceles y si no hay resultados ambas naciones se sentarán nuevamente en la mesa.

Así lo afirmó el canciller Marcelo Ebrard en la conferencia de prensa matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador en la que recordó los puntos del acuerdo con el gobierno de Donald Trump: despliegue de elementos de la Guardia Nacional y que México sea el primer país de asilo para los migrantes que quieren llegar a EU.

Ebrard negó que haya acuerdo en “lo oscurito” y reconoció que aún no se concreta que México sea catalogado como “Tercer País Seguro”, pero si no hay resultados dijo que esa será la siguiente conversación. Además aclaró que si acaso estas medidas no funcionan, tendrían que presentarle al Congreso la alternativa.

En tanto, el presidente Donald Trump publicó un tuit en el que señaló que otra parte del acuerdo se daría a conocer después y tendría que ser aprobada por el Congreso de México.

López Obrador informó que habló con el presidente Trump para que se dé un tiempo de 90 días para demostrar que se puede atemperar el flujo migratorio sin el uso de la fuerza, respetando los derechos humanos, y con programas de apoyo a la producción y al empleo para migrantes.

“Hablé por teléfono con el presidente Trump y aunque la evolución comienza en 45 días, yo propuse que cualquier decisión que se tome, se haga en un plazo de 90 días”, señaló en conferencia de prensa.

El acuerdo

Ebrard expuso que fueron recibidos la semana pasada en Washington con cifras alarmantes de flujo de migrantes, pues aproxidamente 140,000 personas llegaron a la frontera con EU el último mes. Dijo que con esa tendencia a fines de este año estarían llegando más de un millón 600,000 de migrantes.

El canciller dijo que México aceptó que las personas que quieran buscar asilo en Estados Unidos puedan hacerlo en el país, lo que mencionó ya se está haciendo. Indicó que hasta el momento han recibido 10,000 personas que han hecho la solicitud.

Además señaló que las personas que cruzan el país tienen que registrarse: “México no puede permitir un flujo de millón y medio de personas que no sabemos ni cómo se llaman”.

Por otro lado, comentó que expusieron el funcionamiento de la Guardia Nacional que se desplegará en la frontera sur de México, lo cual está estipulado ya en la legislación mexicana.

Días difíciles

Tanto el presidente Andrés Manuel López Obrador como el canciller reconocieron que se vivieron días difíciles para lograr la negociación, pero que se llegaron a buenos resultados, entre ellos que no empezaron los aranceles este lunes 10 de junio como era la amenaza.

“Se vivieron 10 días difíciles. Estuvo muy bien nuestra delegación en Washington y fueron buenos los resultados, lo mejor es que no entran en vigor esos aranceles el día de hoy y lo que cuenta en política es mantener principios y también los resultados”, dijo López Obrador.

Por su parte, Ebrard comentó que se logró separar la situación comercial con la migratoria porque el tono era casi de ultimátum y que las repercusiones en el país serían negativas para México.

“Estimamos que entrar en una guerra comercial, puede incrementar el IVA de golpe un 10% en todo lo que consumismos, pérdida de un millón 200,000 empleos, caída en el PIB de más de un punto” , señaló Ebrard.

FUENTE: EXPANSIÓN