Programa de empleo lleva más de 1 millón de jóvenes inscritos: Luisa María Alcalde

103

A 10 días del inició del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, uno de los más ambiciosos del gobierno de Andrés Manuel López Obrador y para el que se destinaron 44,300 millones de pesos, se han registrado 1,100,000 jóvenes para integrarse a actividades de capacitación y 39,000 centros laborales.  

Luisa María Alcalde, la titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) de 31 años, apunta que estas cifras aumentan con rapidez de un día a otro, lo que permite establecer que hasta el momento, el programa está siendo exitoso. 

“Estamos muy contentos porque ha habido mucho interés, muchos jóvenes alrededor del país, lo que nos demuestra el diagnostico que habíamos estado insistiendo de que hay millones de jóvenes que no estudian y no trabajan y no porque no quieran. No es esta imagen del flojo que no quiere trabajar, sino que son jóvenes que no han tenido opciones y que hoy les representa una oportunidad ser parte de Jóvenes Construyendo el Futuro”, afirma la funcionaria en entrevista con Forbes México. 

A partir de este 21 de enero iniciará la integración de los primeros jóvenes vinculados a centros de trabajo a través de este programa que a además de apoyar para su integración a empresas privadas, sector público u organismos de la sociedad civil, entregará mensualmente una beca de 3,600 pesos y un seguro médico en el Instituto Mexicano del Seguro Social.

Conforme avanza la operación del programa, la STPS está evaluando mecanismos para integrar a personas con situaciones especificas que dificultan la integración a un espacio laboral, por ejemplo, mujeres jóvenes que se encargan de trabajos del hogar o cuidado de algún familiar. 

“Hemos identificado que hay una gran parte de mujeres  que se dedican al trabajo del hogar, que cuidan niños, cuidan enfermos, cuidan a adultos mayores, no trabajan porque en realidad trabajan en sus casas entonces hemos venido trabajando con colaboración de Salud, con Bienestar, también esas mujeres puedan profesionalizarse en temas el cuidado sobre todo hablando de enfermos terminales que se profesionalice”, explica. 

Sin embargo, de acuerdo con los datos de registro de los jóvenes, 60% de las personas que han solicitado integrarse al programa son mujeres. 

En las zonas de alta marginalidad en donde hay pocos centros laborales el sector público procurará integrar a la mayor cantidad de jóvenes, por ejemplo en el programa Sembrando Vida, que se enfoca en 19 estados para la siembra de 1 millón de hectáreas de plantaciones agroforestales, arboles maderables y frutales. 

“La meta es que no haya uno solo que, queriendo, no tenga la posibilidad de trabajar, de ser un aprendiz”, señala.

 

FUENTE: FORBES